week #378 – the new way portrait

Hoy con el síndrome post-revlight, dejar de pensar en toda la fotografía vivida este fin de semana cuesta mucho, lo primero que me ha costado ha sido volver al posado, estoy muchísimo más cómodo al otro lado de la cámara, después analizando cómo he realizado la toma me doy cuenta de que he cogido un poco de cada sesión en la que participé, o por lo menos de los que logré captar en ellas. Primero tranquilamente y analizando casi todo lo que he podido, he encontrado el sitio y encuadre a realizar con su luz trasera del sol para perfilar y dar volumen buscando las sombras que podría arrojar las maderas de la puerta (aunque finalmente no ha dado ese juego), por otro lado he necesitado un flash con paraguas para iluminarme por la parte derecha de la escena ya que mi cara quedaba bastante oscura, he pensado en reflector pero me faltaba por la zona alguien con acento argentino, y finalmente me he esmerado un poco en el revelado y procesado. Casi todo asimilado, aunque hay que seguir practicando, y seguir con proyectos que al ojo hay que entrenarlo a todas horas. La mejor foto la que esta por hacer. (Vaya rollo me acabo de marcar :P)

Un flash delante de mi con paraguas para iluminarme y compensar la sombra que arrojaba el Sol desde el otro lado. Por cierto el paraguas con el viento ha muerto, descanse en paz, el flash y el disparador permanecen aún en pronóstico reservado hasta mañana que tenga que hacer una nueva foto.

Los datos de la toma ISO100 para el control de calidad y poder compensar la iluminación ambiente a base de 1/200 para encontrar la velocidad de sincronización y f9 necesario para equilibrar la escena, lo que me ha jorobado el poder jugar con la profundidad de campo, así que ya están tardando los filtros ND para poder practicar con ellos.

El set:

Click.

 

Anuncios